Los monos caminaron erguidos millones de años antes de lo pensado


Los monos caminaron sobre sus dos patas millones de años antes de lo que se pensaba 



El hallazgo de restos antiguos de un simio sugiere que los antepasados de los humanos comenzaron a ponerse de pie millones de años antes de lo que se había pensado.

El esqueleto fosilizado de un simio macho que vivió hace 12 millones de años en los bosques húmedos de lo que ahora es el sur de Alemania fue encontrado en un pozo de arcilla bávaro y tienen un gran parecido con los huesos humanos modernos, según un estudio publicado en la revista Nature

De acuerdo con los científicos, la especie llamada Danuvius guggenmosi podía caminar sobre dos patas pero también treparse como un simio.

Los fósiles encontrados anteriormente datan de hace 6 millones de años y fueron hallados en Creta y Kenia.

También lee: ¿Cómo empezamos a cavar con herramientas en busca de alimentos? Los chimpancés arrojan pistas
 

Madelaine Boehme, de la Universidad de Tübingen, Alemania, quien dirigió la investigación y científicos de Bulgaria, Alemania, Canadá y Estados Unidos examinaron 15,000 huesos recuperados de un tesoro de restos arqueológicos conocidos como Hammerschmiede.

Entre los restos encontrados pertenecían a cuatro individuos que vivieron hace 11,62 millones de años. Un esqueleto parcial que es lo suficientemente completo como para describir la morfología de las extremidades y la columna vertebral y las proporciones del cuerpo en detalle, es de un macho adulto, probablemente medía aproximadamente 1 metro de alto y 31 kilogramos, y se parecía a los bonobos modernos, una especie de chimpancé.

Te interesa: La enfermedad del “ciervo zombie”: ¿Es real y puede contagiar personas?

El Danuvius tenía una columna vertebral en forma de S para mantener su cuerpo en posición vertical mientras estaba de pie.

Sin embargo, tenía un dedo gordo en el pie que le habría permitido agarrar ramas y caminar por las copas de los árboles. Los científicos concluyeron que si bien podría haber colgado de las ramas por los brazos, también podría enderezar las piernas para caminar erguido. 

 

Con información de Nature y AP

Ingresa las palabras claves y pulsa enter.