Grecia cerrará campos de refugiados sobrepoblados y los reemplazará con “centros de detención”


Grecia cerrará campos de refugiados sobrepoblados y los reemplazará con “centros de detención”

grecia-campos-refugiados-centros-detencion


El gobierno griego anunció planes para cerrar al menos tres de sus campos de refugiados más sobrepoblados y reemplazarlos con instalaciones descritas por defensores de los migrantes como “centros de detención”.

De acuerdo con Médecins Sans Frontières (Médicos sin Fronteras, MSF), el gobierno griego ha anunciado que planea trasladar a los migrantes, buscadores de asilo y refugiados que se encuentran en los campamentos de las islas Lesbos, Samos y Chios, a instalaciones cerradas que pueden equipararse con “centros de detención”.

En una declaración independiente realizada a la revista m, Tommaso Santo, vocero de MSF, indicó que, si bien el cambio “se requiere urgentemente”, el hecho de detener migrantes, buscadores de asilo y refugiados en instalaciones cerradas no es la solución correcta.

De hecho, afirmó, “la política actual de retener a las personas en las islas griegas ha generado un sistema de caos, descuido y daño inconmensurable”.

Lee más: Plaza Sésamo crea nuevo programa para ayudar a los niños refugiados en Medio Oriente

“Si se confirman estos anuncios, no vemos cómo el hecho de convertir estos centros en prisiones puede representar una solución”, afirmó Santo.

Según el diario británico The Guardian, los migrantes, buscadores de asilo y refugiados de los campos ubicados en las tres islas griegas serán trasladados a complejos cerrados.

El gobierno prometió reubicar hasta a 20,000 buscadores de asilo a la parte continental de Grecia para principios de 2020.

“En esta etapa, resulta prioritario descongestionar las islas”, afirmó en una declaración Alkiviadis Stefanis, Viceministro de Defensa de Grecia.

Te puede interesar: Grecia anuncia cambios en política migratoria tras incendio en campo de refugiados

No está claro si los niños que viven actualmente en los campos de refugiados serán detenidos con sus familias o por separado.

Tampoco está claro cómo es que el gobierno planea alojar a todas las personas que viven en las tres islas, pues se calcula que, a principios del mes pasado, había más de 13,000 personas únicamente en el campo de refugiados de Moira, en la isla de Lesbos, a pesar de ser un espacio diseñado para alojar a unas 3,000 personas.

Recientemente, se produjeron disturbios en el campamento debido a que un incendio cobró la vida de una mujer que vivía en Moria.

“Cuando se ponen a 13,000 personas en un espacio diseñado para 3,000, el solo hecho de que esas personas duerman unas sobre otras genera mucha tensión”, señaló Santo en aquel momento.

Durante años, MSF ha sido una de las muchas organizaciones que han sonado repetidamente la alarma, indicando que los campos de refugiados en las griegas, y particularmente el de Moria en Lesbos, han experimentado una grave sobrepoblación.

Aunque las personas que viven actualmente en los campamentos pueden transitar libremente dentro y fuera de éstos, como las personas que viven en Moria, que se trasladan diariamente a la ciudad, el nuevo plan hará presuntamente que los migrantes, buscadores de asilo y refugiados sean encerrados hasta que se les conceda la autorización para permanecer en Grecia, sean reubicados, o rechazados y deportados fuera del país.

Entérate: Presidente turco amenaza de nuevo con “abrir las puertas” a los migrantes rumbo a Europa

“Aunque el cambio se requiere con urgencia, queremos dejar claro que ese cambio debe tener como objetivo aumentar la asistencia humanitaria y la protección de las personas, y no restringir dicho acceso, o detener a las personas por el solo hecho de buscar la seguridad”, afirmó Santo.

“Este anunció y… los cambios recientes en las leyes ciertamente no son modificaciones que avancen en la dirección correcta”, añadió.

La apuesta por cerrar los sobrepoblados campamentos griegos se produce en un momento en que el nuevo gobierno conservador de Grecia, que asumió el poder en julio pasado, busca aplicar nuevas leyes migratorias, entre las que se incluyen unos requerimientos de asilo mucho más estrictos.

Además de restringir el acceso al asilo, también se espera que el gobierno griego emprenda medidas represivas contra grupos sin fines de lucro que actualmente trabajan para apoyar los migrantes, buscadores de asilo y refugiados en Grecia.

“Solo aquellos que cumplan con los requerimientos se quedarán y seguirán trabajando en el país”, afirmó Stefanis, de acuerdo con The Guardian.

Publicado en cooperación con Newsweek / Published in cooperation with Newsweek

Ingresa las palabras claves y pulsa enter.