Alaskapox: el nuevo virus relacionado con la viruela | Newsweek México


Alaskapox: el nuevo virus relacionado con la viruela

EN JULIO de 2015 y agosto de 2020, se identificó una especie de orthopoxvirus llamada virus de la viruela de Alaska en dos mujeres que residían en el área de Fairbanks.

Ambas mujeres tenían síntomas similares: una pequeña lesión en el hombro o la parte superior del brazo rodeada de eritema (enrojecimiento e inflamación). Las pacientes fueron tratadas de forma ambulatoria y ambas lesiones se resolvieron por completo.

Los ortopoxvirus son virus de ADN de doble hebra que se encuentran en mamíferos. La mayoría son zoonóticos. Algunos ocasionalmente infectan a los seres humanos. El virus de la viruela de Alaska no está estrechamente relacionado con otros ortopoxvirus conocidos, aunque causa lesiones similares, informó el Departamento de Salud y Servicios Sociales de Alaska.

El departamento también informó de dos nuevos casos del virus nombrado Alaskapox que se suscitaron en julio y agosto pasados. Ambas personas fueron diagnosticadas después de recibir atención urgente en una clínica del área de Fairbanks. Uno era un niño con una llaga en el codo izquierdo, junto con fiebre y ganglios linfáticos inflamados. Y el otro era una mujer de mediana edad no emparentada con una marca de viruela en la pierna, ganglios linfáticos inflamados y dolor articular. En ambos casos, los síntomas mejoraron en 3 semanas.

No te pierdas: Virus Nipah: ¿qué es y por qué mató a un niño y aisló a cientos de personas?

Los expertos de salud pública descubrieron que en tres de los cuatro casos, los pacientes vivían en un hogar con un gato o gatos, y se sabía que uno de estos gatos cazaba animales pequeños.

Los expertos ya sabían que los gatos que se mezclaban en pastos de vacas y se enfermaban por el virus del ganado habían ayudado a la varicela a dar el salto de los bovinos a los humanos. Y al igual que en el caso de la varicela, sospechaban que los gatos también podrían estar propagando este nuevo virus a la gente, informó Medscape.

Las cuatro personas infectadas vivían en zonas escasamente pobladas en medio de bosques. Los funcionarios colocaron trampas para animales donde vivían algunas de las personas afectadas e identificaron el virus en varias especies de pequeños animales salvajes.

Los animales que más a menudo atrapaban con Alaskapox eran pequeños topillos en forma de ratón. Los roedores con hocicos redondeados son conocidos por excavar en la región. Y los científicos sospechan que el virus Alaskapox se abre camino de estos animales salvajes a los humanos a través de sus gatos mascota o posiblemente por exposición directa al aire libre.

Ninguna de las cuatro personas identificadas hasta ahora con Alaskapox se conocía o interactuó, por lo que los funcionarios también sospechan que hay más casos que no se reconocen, posiblemente porque los síntomas son leves o inexistentes. N

 

 

 

 

Ingresa las palabras claves y pulsa enter.