Cómo ser un rebelde laboral | Newsweek México


Cómo ser un rebelde laboral

¿Tienes una vena contestataria? Francesca Gino, experta profesora de Harvard, nos comparte la manera correcta de ser un líder poco convencional.

POR LO GENERAL, “rebelarse” en el trabajo no se piensa como algo positivo, admite Francesca Gino, profesora en la Escuela de Comercio de Harvard. “Por lo general, si cerramos los ojos y pensamos en los rebeldes en nuestro negocio, pensamos en los tarados, los creídos… gente que ocasiona problemas, gente que rompe las reglas solo por romper las reglas, o los contestatarios”, dice.

Ninguna compañía en su sano juicio buscaría eso activamente.

Y, aun así, Gino, autora de Rebel Talent (talento rebelde), cree que cultivar tu propia característica rebelde podría ser crucial para ayudar a tu compañía, y a tu carrera. Ella estuvo recientemente conmigo en mi programa semanal de entrevistas para Newsweek, Better, para discutir lo que en verdad significa ser un líder rebelde, y por qué necesitamos rebeldes ahora más que antes.

No te pierdas: Volver al trabajo en un mundo con covid-19

Como dice Gino: “Ser rebelde puede ser constructivo, en vez de destructivo”. Los mejores rebeldes, según la profesora, aprovechan su desagrado con el statu quo para “traer un cambio positivo”.

He aquí cuatro maneras en que puedes hacerlo por ti mismo.

PIERDE LA ARROGANCIA

Los rebeldes podrían optar por soluciones poco convencionales, pero los mejores de ellos son motivados por un deseo auténtico de ayudar y mejorar a la organización. 

Gino dice que un reto clave para los rebeldes es mantener la perspectiva y no ser agresivos o provocadores cuando el cambio no se da tan rápido como les gustaría. En ocasiones hay el peligro de parecer arrogante, por lo que sugiere un enfoque más acorde con “entiendo lo que hay allí, y permítanme sugerir, con respeto, una manera diferente de ver esto y hacerlo avanzar”. 

Les aconseja a los rebeldes potenciales: “A pesar del hecho de que puedan tener mucha experiencia, o incluso ser los expertos en el tema, sean lo bastante humildes para mantener su mente abierta y ampliar su perspectiva”.

FAVORECE LA CURIOSIDAD SOBRE LA INCERTIDUMBRE

Cuando las cosas cambian rápido es fácil sentirse a la deriva. Pero los rebeldes han desarrollado una adaptación que Gino aplaude. “Cuando la gente conserva su curiosidad, la cual es un motor importante de los rebeldes, son capaces de reducir su estrés o asegurarse de que el estrés no los paralice, sino que mejora su motivación para pensar de forma diferente”. 

No podemos evitar el cambio o la incertidumbre, pero mantenernos curiosos y tratarlo como una oportunidad en potencia para aprender o explorar puede ayudar a replantear lo que de lo contrario podría ser una situación perturbadora.

LOS REBELDES SE HACEN, NO NACEN

Según Gino, cualquiera puede elegir convertirse en un rebelde; solo requiere de un poco de imaginación y una disposición a examinarte a ti mismo. 

Cuando ella se mudó por primera vez a Estados Unidos desde Italia tomó lecciones de habla para reducir su acento, lo cual ahora ve como una estrategia contraproducente. “Tal vez al inicio mi instinto [de encajar] estaba equivocado. Todavía estoy en tránsito”. 

Ella cree que ser rebelde, de muchas maneras, se trata de combatir la tendencia común a conformarse. Más bien, añade, “deberíamos ser auténticos. Asumimos las maneras usuales de trabajar como sentadas, pero más bien deberíamos ser curiosos. Hay mucho conflicto —conflicto interno— para sacar nuestro talento rebelde”.

SÉ EL MEJOR CAPITÁN PARA TU TRIPULACIÓN

En su investigación, Gino halló inspiración para el liderazgo rebelde en uno de los ejemplos más tempranos de talento rebelde en acción: los barcos piratas del siglo XVI. 

Lee: Cómo lidiar con el estrés escolar

“La tripulación estaba a cargo de elegir a su capitán”, dice, y podía quitarlo si no se comportaba bien. Para Gino, esto motivó una pregunta que daba que pensar: “¿Soy el tipo de capitán que mi tripulación elegiría como un líder hoy?”.

Por ejemplo, podemos pensar si estamos motivando la curiosidad entre nuestros empleados y miembros del equipo, si estamos dispuestos a intentar ideas o enfoques nuevos, y si hacemos preguntas que den que pensar, en vez de solo dar órdenes.

Para resumirlo, los líderes que aceptan la rebeldía en sí mismos y otros abren la puerta para más autenticidad, creatividad y maneras mejores de trabajar. 

Gino concluye: “Si permitimos que esto suceda, la gente va a prosperar en el trabajo. Y dado cuánto tiempo pasamos en el trabajo, ¿no es bueno tener esa meta?”.

—∞—

Dorie Clark, autora de Entrepreneurial You (Tú, emprendedor) y profesora en la Escuela Fuqua de Comercio de la Universidad Duke, conduce Better, una serie semanal de entrevistas para Newsweek.

—∞—

Publicado en cooperación con Newsweek / Published in cooperation with Newsweek

 

Ingresa las palabras claves y pulsa enter.