Hombre trata de sacarle los ojos a un cocodrilo para escapar del ataque | Newsweek México


Hombre trata de sacarle los ojos a un cocodrilo para escapar del ataque



UN HOMBRE ha contado cómo sobrevivió al ataque de un cocodrilo al tratar de vaciarle los ojos al predador con sus propios dedos.

Isaac Adidi y su amigo Malik Cockatoo-Mueller nadaban el domingo en una poza en el pueblo costero y minero de Weipa, en el norte de Queensland, en Australia, cuando el cocodrilo atacó. El estado norteño es conocido por tener cocodrilos en sus ríos navegables.

Cockatoo-Mueller le dijo a 7News que no le dio importancia cuando Adidi se hundió bajo el agua. Pero supo que algo estaba mal cuando su amigo emergió y empezó a gritar.

“Él le picaba un ojo al cocodrilo intentando que lo soltara”, comentó Cockatoo-Mueller. “Estoy seguro de que le sacó el ojo al cocodrilo”.

También lee: La contaminación acústica deteriora la inteligencia de los pájaros

Adidi le dijo a The Courier Mail: “El animal tenía sujetada mi mano izquierda, y su cara estaba justo enfrente de mí, así que traté de vaciarle el ojo con mi índice derecho”.

Cockatoo-Mueller trató de ayudar a su amigo, y Adidi fue capaz de defenderse momentáneamente del cocodrilo. Pero este pronto cargó contra ellos de nuevo con su hocico abierto, comentó Cockatoo-Mueller. Él y Adidi finalmente pudieron escapar.

Adidi terminó con un diente del cocodrilo enterrado en su mano, y requirió cirugía para tratar sus heridas.

Ahora se recupera en el hospital y al parecer tiene la mano rota, según reportó el canal noticioso ABC de Australia.

No te pierdas: Un camaleón del tamaño de una uña es el reptil más pequeño del mundo

Ren Bone, de Parques y Vida Silvestre de Queensland, dijo a la Australian Associated Press que las lesiones de Adidi sugieren que fue atacado por un cocodrilo que medía por lo menos tres metros de largo. En promedio, los cocodrilos machos de agua salada pueden crecer entre 4 y 5 metros; las hembras, entre 2 y 3 metros.

Bone dijo que los oficiales de vida silvestre trataban de hallar al cocodrilo para poder “ponerlo en cautiverio”. La investigación posiblemente se lleve a cabo tanto de día como de noche “por varios días, con suerte será menos tiempo”, comentó.

Bone explicó que unos cazadores contratados atraparon el domingo un cocodrilo que, se piensa, atacó a un hombre en Cairns, en el sur de Weipa. El animal medía 2.47 metros de largo.

El cocodrilo mordió la cabeza y el cuello de Mark Ridge, de 44 años, quien nadaba en el lago Placid. Ridge logró escapar con heridas menores en cara, cuero cabelludo, hombro y dedo.

Te interesa: Focas descansan en la playa después de parir miles de cachorros

Según ABC, Bone dijo: “El cocodrilo fue atrapado y puesto en cautiverio por nuestros contratistas y ha sido transportado a una instalación aprobada”.

Cameron Baker, quien investiga la vida de los cocodrilos en la Universidad de Queensland, dijo a ABC que es inusual pero no inesperado que ocurran dos ataques de cocodrilo en un lapso tan corto.

La temporada húmeda significa que los animales están más activos que en otras épocas del año, y van a las pozas de nado, piscinas estancadas y remansos en busca de comida, explicó el especialista. N

—∞—

Publicado en cooperación con Newsweek / Published in cooperation with Newsweek

Ingresa las palabras claves y pulsa enter.