Qué son los anticuerpos monoclonales y cómo podrían ayudar ante el COVID | Newsweek México


Qué son los anticuerpos monoclonales y cómo podrían ayudar ante el COVID



La empresa farmacéutica Eli Lilly afirma que un medicamento conocido como anticuerpo monoclonal ayudó a varios pacientes con COVID-19 a librarse de los síntomas con mayor rapidez que aquellos que recibieron placebo. 

Eli Lilly señaló que los datos recopilados en un ensayo clínico, que actualmente se encuentra en Fase 2, proporcionaron una prueba de concepto de que al administrar LY-CoV555 a pacientes externos con COVID-19 de leve a moderado también se reducían sus probabilidades de requerir tratamiento hospitalario, además de eliminar el virus con mayor velocidad. 

Los hallazgos preliminares del ensayo, que actualmente se lleva a cabo, no han sido publicados en ninguna revista científica, lo que significa que no han pasado por el riguroso proceso de revisión por pares. La empresa indicó que planea publicar los resultados en una revista revisada por pares.

¿Qué son los anticuerpos monoclonales?

Los anticuerpos son proteínas que forman parte del sistema inmune. Estas proteínas están compuestas por leucocitos o glóbulos blancos e identifican a los patógenos, como los virus o las bacterias, y se adhieren a ellos. Finalmente, ayudan al cuerpo a neutralizar y eliminar a los invasores.

Lee más: Los anticuerpos de COVID-19 pueden permanecer hasta cuatro meses en pacientes, según estudio

Los anticuerpos monoclonales son moléculas creadas en laboratorio que imitan a nuestros anticuerpos naturales. Se usan para tratar padecimientos como el cáncer, la artritis reumatoide, la esclerosis múltiple, la enfermedad cardiovascular, la enfermedad de Crohn, la psoriasis y la colitis ulcerativa.

Estos medicamentos son relativamente caros y difíciles de fabricar.

¿Qué fue lo que encontró Eli Lilly?

En el estudio participan 452 sujetos, 302 de los cuales recibieron el anticuerpo monoclonal y 150 recibieron un placebo. La compañía espera reclutar a 800 participantes en total.

El índice de hospitalización y visitas a la sala de emergencia por coronavirus entre los participantes fue de 1.7 por ciento en quienes consumieron LY-CoV555, y de 6 por ciento en quienes recibieron el placebo, lo que da como resultado una reducción de 72 por ciento en el riesgo de los participantes, de acuerdo con Eli Lilly. 

La mayoría de los pacientes, incluidos aquellos que tomaron el placebo, habían eliminado casi totalmente el virus en el día 11. Pero los participantes que recibieron una dosis de 2,800 mg de LY-CoV555 redujeron su carga viral en el día tres. Aparentemente, los síntomas de los pacientes que tomaron LY-CoV555 mejoraron más rápidamente que quienes recibieron el placebo.

Entérate: EU inicia el ensayo clínico para probar la eficacia de anticuerpos sintéticos contra el COVID-19

No se informó de ningún efecto colateral adverso grave, y el medicamento fue bien tolerado, indicó el equipo.

“Los resultados refuerzan nuestra convicción de que los anticuerpos neutralizadores pueden ayudar en la lucha contra el COVID-19”, dijo en una declaración Daniel Skovronsky, director ejecutivo científico de Lilly y presidente de Lilly Research Laboratories. “Estos datos preliminares del ensayo BLAZE-1 indican que el LY-CoV555, que es un anticuerpo dirigido específicamente contra el SARS-CoV-2, tiene un efecto antiviral directo y puede disminuir el número de hospitalizaciones relacionadas con el COVID”.

Expertos que no participaron en el estudio dieron la bienvenida a estos hallazgos. Andrew Preston, experto en patogenia microbiana de la Universidad de Bath en el Reino Unido, dijo a Newsweek que los hallazgos son positivos pero preliminares. “Un tratamiento que ayude a disminuir la gravedad del COVID-19 sería muy bien recibido”, afirmó.

Preston dijo: “En el ensayo participó un número muy pequeño de pacientes que avanzaron a una fase más grave de la enfermedad, y tan solo 6 por ciento del grupo de control llegó a ese nivel. Esto indica que en el ensayo se probó el tratamiento en personas con enfermedad relativamente leve, o que otros tratamientos administrados a estos pacientes fueron eficaces para prevenir el progreso de la enfermedad. Otras discusiones sobre la terapia con el MAb [anticuerpo monoclonal] se ha centrado en su uso para tratar a los pacientes más enfermos, aunque esto aún no se ha probado en ningún ensayo.

“Resulta interesante que una sola dosis haya demostrado tener un efecto importante, y que haya sido la dosis media y no la más alta. Sería importante determinar por qué la dosis alta no fue efectiva, ya que parece que es importante administrar un nivel específico de anticuerpos, y no está claro si este nivel varía de una persona a otra”. 

Te puede interesar: La OMS advierte de un “alarmante” nivel de transmisión de COVID-19 en Europa

Myron Cohen, director del Instituto de Salud Global y Enfermedades Infecciosas de la Universidad de Carolina del Norte en Chapel Hill, declaró a The New York Times que los resultados fueron “realmente convincentes” y que el ensayo parecía riguroso.

Rajesh T. Gandhi, especialista en enfermedades infecciosas del Hospital General de Massachusetts, declaró a ese diario que resulta alentador que el medicamento parecía disminuir la carga viral en el tracto respiratorio. Ello podría indicar que los pacientes son menos infecciosos, pero esto tiene que ser confirmado en ensayos más amplios. Indicó que le gustaría ver más detalles del estudio cuando éste concluya.

Este artículo fue actualizado con los comentarios de Andrew Preston.

 

Ingresa las palabras claves y pulsa enter.