El fuego devora 200 años de historia en museo de Brasil; bomberos buscan “salvar algo” de las millones de piezas | Newsweek México


El fuego devora 200 años de historia en museo de Brasil; bomberos buscan “salvar algo” de las millones de piezas



El majestuoso edificio del Museo Nacional de Río de Janeiro, con un acervo de más de 20 millones de piezas y 530 mil títulos, fue devorado este domingo por un enorme incendio. Aunque no se reportaron víctimas humanas, los bomberos trabajan por “salvar algo” de la joya cultural de Brasil.

Las llamas se iniciaron hacia las 19:30 locales por causas por el momento desconocidas, cuando ya había cerrado las puertas al público y de acuerdo con la AFP, el fuego fue avanzando por las cientos de salas durante cinco horas.  “Por ahora no hay informaciones de víctimas. Se propagó muy rápidamente. Ahí hay mucho material inflamable”, dijo a la AFP un portavoz de los Bomberos de Río de Janeiro.

Foto: AFP

El Museo Nacional fue fundado en 1818 y creado por el rey Juan VI. En su acervo había una colección de momias egipcias y otra de arte y artefactos grecorromanos, así como colecciones de paleontología que incluyen el esqueleto de un dinosaurio hallado en la región de Minas Gerais y el más antiguo fósil humano hallado en el actual Brasil, bautizado “Luzia”.

“Hoy es un día trágico para Brasil. Se han perdido doscientos años de trabajo, de investigación y conocimiento”, afirmó el presidente Michel Temer en un comunicado de prensa.  

Foto: AFP

Una joya histórica y cultural

Antigua residencia de la familia real portuguesa y luego de la familia imperial brasileña, el Palacio de San Cristóbal tiene una extensión de 11,400 m2, de los cuales 3,500 m2 se destinan a salas de exposiciones.

De 1889 a 1891, este edificio de estilo neoclásico albergó a la Asamblea Constituyente de Brasil, antes de recibir en 1892 al Museo Real, con colecciones, especialmente egipcias, adquiridas por la familia real portuguesa.

Foto: AFP

Su biblioteca contaba con 537 mil obras de las cuales  mil 560 son únicas, como una “Historia natural” de 1481, precisa el museo en su sitio web www.museunacional.ufrj.br.

La institución tiene una particular reputación por la riqueza de su departamento de paleontología, con más de 26 mil fósiles, entre ellos un esqueleto de dinosaurio descubierto en Minais Gerais (centro) y numerosos especímenes de otras especies extinguidas (perezosos gigantes y tigres dientes de sable).

Foto: AFP

Su colección de Antropología biológica comprende al más antiguo fósil humano descubierto en Brasil, conocido con el nombre de “Luzia”.

Con 6.5 millones de especímenes, su departamento de zoología incluye una excepcional colección de peces (600 mil), anfibios (100 mil), moluscos, reptiles, conchas, corales y mariposas. Su herbario, con una muestra de 550 mil plantas, fue creado en 1831.

Foto: AFP

Dedicado desde el siglo XIX a la investigación, el Museo Nacional de Rio es la institución científica más antigua del país, que se abrió a la enseñanza en 1927.

Oficinas de investigadores y laboratorios ocupan gran parte del Museo, que ha desarrollado a lo largo del siglo pasado una política de intercambios internacionales, de publicaciones y de enseñanza.

Importantes personalidades científicas lo visitaron, como Albert Einstein o Marie Curie, precisa el sitio web de la institución.

¿Podría haberse evitado?

El vicedirector del museo, Luiz Fernando Dias Duarte, dijo sentir “un desánimo profundo” y una “inmensa rabia”. “Todo el archivo histórico, que estaba almacenado en un punto intermedio del edificio, fue totalmente destruido. Son 200 años de historia que se fueron”, afirmó.

Dias Duarte acusó además a las autoridades brasileñas de “falta de atención” y sostuvo que nunca se contó con un “apoyo eficiente y urgente” para la adecuación del palacio, que fue residencia oficial de la familia real e imperial.

Foto: AFP

“Luchamos hace años, en diferentes gobiernos, para obtener recursos para preservar adecuadamente todo lo que fue destruido hoy”, declaró a periodistas.

Más tarde en twitter, el ministro de Cultura, Sérgio Sá Leitao, en el cargo desde julio de 2017, reconoció que “la tragedia podría haber sido evitada”, explicó que los problemas del museo “se fueron acumulando a lo largo del tiempo” y recordó que en 2015, en el gobierno de la izquierdista Dilma Rousseff, “fue cerrado por falta de recursos para su mantenimiento”.

Con información de AFP

Ingresa las palabras claves y pulsa enter.