AMLO acusa a la DEA de fabricar delitos a Salvador Cienfuegos y respalda su exoneración | Newsweek México


AMLO acusa a la DEA de fabricar delitos a Salvador Cienfuegos y respalda su exoneración



El presidente Andrés Manuel López Obrador acusó a la Agencia Antidrogas de los Estados Unidos (DEA) de fabricar delito al General Salvador Cienfuegos, y respaldó la decisión de Fiscalía General de la República (FGR) de exonerarlo.

“Nosotros sostenemos que debe terminarse la impunidad, desde luego la corrupción. Pero, también, que no pueden haber represalias, venganzas y de que no se pueden inventar delitos, que nadie debe actuar de esa manera trátese de quien se trate”, sostuvo.

El mandatario destacó en su conferencia de prensa que la investigación que inició la DEA no tenía pruebas ni sustento y cuestionó por qué en Estados Unidos se detuvo al exsecretario en vísperas del proceso electoral para renovar la presidencia de ese país.

“No vamos a fabricar nosotros delitos, no vamos a inventar nada, tenemos que actuar a partir de hechos, de pruebas, de realidades, y yo no siento que la gente se decepcione por eso”, afirmó.

La FGR cerró la investigación contra Salvador Cienfuegos, exsecretario de la Defensa Nacional, al señalar que “nunca” tuvo encuentro o comunicación organizaciones delictivas, como le imputaron las autoridades de Estado Unidos, y que tampoco sostuvo comunicación alguna con ellos, ni realizó actos para protegerlos o ayudarlos.

Lee: Sería “suicida” que México no investigue a Cienfuegos, asegura Ebrard y niega impunidad

El mandatario pidió al titular de la Secretaría de Relaciones Exteriores, Marcelo Ebrard, que lo más pronto posible se ponga a disposición de los mexicanos el expediente enviado por el gobierno de EU sobre la investigación del general.

“Que se tenga toda la información, no ocultar nada. Y también para que con la información podamos salir al paso a los adversarios nuestros y a los representantes que están empeñados en atacarnos para que se piense que somos iguales y que no hay ningún cambio, que somos encubridores, cómplices. Y que somos también peleles, de grupos de intereses creados y de gobiernos extranjeros”, declaró.

“Se les pidió (a la DEA) que enviaran todo lo que tenían, pero si no fue así y tienen más estamos abiertos a recibir todas las pruebas, pero no queremos especulaciones, conjeturas, no queremos la fabricación de delitos, no queremos venganzas y no aceptamos intimidaciones, somos un país libre, independiente y soberano”.

El mandatario agradeció la decisión de las autoridades de EU de reponer el proceso de lo que consideró fue “un error”, y de enmendarlo.

Investigación no ha terminado: Ebrard 

El canciller Marcelo Ebrard informó que EU presentó como pruebas contra Salvador Cienfuegos “copias de las carátulas de celulares con llamadas, en ese tiempo de una plataforma Blackberry”; sin embargo, aseguró, con esos elementos no había manera de vincularlo a proceso, ni siquiera para detenerlo.

“En esta tribuna dije que para México sería impensable, dije suicida, no hacer nada, pero ojo, lo que hizo la fiscalía fue citar a comparecer a Cienfuegos, lo que nos informa la Fiscalía es que de los elementos que proporcionó el fiscal general de Estados Unidos, confrontados con la defensa de Cienfuegos, investigados por el Ministerio Público, no hay elementos para sustentar la causa contra el general”, aseguró.

“¿Para que haya credibilidad tiene que haber una condena? No, qué dijo el presidente, qué dijo el fiscal, vamos a investigar los elementos que nos mandaron y vamos a llegar a una conclusión, la que sea.

Te puede interesar: Jueza de EU desecha cargos contra Salvador Cienfuegos; regresará a México

El funcionario dijo que la investigación no ha concluido, pues hay otros elementos importantes que se deben investigar.

En agosto de 2019 una Corte de Nueva York ordenó la detención de Salvador Cienfuegos. Lo hizo a petición del Departamento de Justicia el cual presentó una investigación a cargo de la DEA en la que se señalaba a Cienfuegos de cooperar por años con un grupo del crimen organizado vinculado al antiguo cartel de los Beltrán Leyva.

Pero la orden de arresto nunca fue comunicada a México. La DEA y la Fiscalía estadounidense la mantuvieron en secreto. No se inició proceso de extradición tampoco. De dicho mandamiento judicial nada se supo hasta que el 15 de octubre el general retirado fue detenido en el aeropuerto de Los Ángeles en medio de un viaje familiar.

Un mes después, y tras las quejas de México, la Fiscalía de EU se desistió de la acusación y el general regresó al país como hombre libre.

Ingresa las palabras claves y pulsa enter.