Guía rápida para entender las elecciones presidenciales en EU




Estados Unidos celebra este año la elección presidencial en la que se definirá si Donald Trump y el partido republicano continúan al frente del país. A ocho meses de que culmine el proceso con la votación, los demócratas buscan elegir a su candidato.

Estos son los puntos clave:

¿Cómo inicia la contienda?

Foto: AFP

La votación presidencial en Estados Unidos, que se realiza cada cuatro años, será el martes 3 de noviembre

Esta elección inicia oficialmente con los caucus –juntas que incluyen debate y votación– y las primarias  –casillas votación secreta–, dos métodos para elegir al nominado de entre los precandidatos de cada partido.

Lee más: Irregularidades y demoras frustran primarias en Iowa; Trump se burla de demócratas

Como en cada ocasión, el proceso comenzó con el caucus de Iowa, esta vez el 3 de febrero, seguido por la primaria de New Hampshire, el 11 de febrero.

Elegir al candidato

Foto: AFP

El objetivo de los precandidatos durante el primer periodo es obtener la mayoría de delegados en 57 contiendas (51 por los estados, dado que Louisiana realiza un caucus y una primaria, además de Washington, Guam, Puerto Rico, Islas Marianas del Norte e Islas Vírgenes).

Cada territorio aporta un número diferente de delegados, que varía según ciertas consideraciones de los partidos. Por ejemplo, en Nebraska otorga 29 delegados para los demócratas y 36 para los republicanos, mientras que en California son 415 para los demócratas y 172 para republicanos.

En el caso de los demócratas, quien acumule 1,991 delegados –de 3,979– obtendrá el nombramiento oficial durante la Convención Nacional Demócrata, del 13 al 16 de julio. Si ninguno alcanza esta cifra, a los delegados se suman otros 770, apodados “superdelegados” y se realiza una nueva votación.

Los republicanos, por otra parte, tienen tres tipos de selección para sus 2,551 delegados (proporcional, el ganador toma todo e híbrido). Aunque oficialmente se anunciará al candidato en la Convención Nacional Republicana, el 24 al 27 de agosto, el partido escogió a Trump.

La clave del supermartes

El ‘supermartes’ del 3 de marzo es una fecha clave para el Partido Demócrata, pues en una catorcena de estados votarán para elegir 1,357 delegados.

Quien gana en el supermartes, señala el portal usa.gov, “tiene más probabilidades de ganar la nominación”.

Entérate: Demócratas impedirán que Bernie Sanders obtenga la nominación: Trump

Gricha Raether, representante del Partido Demócrata en México, explica que esta fecha es fundamental porque en torno a ella se consolidan unos candidatos, mientras que otros dejan la carrera rumbo a la Casa Blanca

“Se elige hasta mediados de julio, pero para entonces ya prácticamente se decidió al ganador”, comenta. 

Trump, el consolidado rival a vencer

Foto: AFP

Trump es el candidato del Partido Republicano y el rival a vencer de los demócratas.

A pesar de las acusaciones por la injerencia rusa en las pasadas elecciones y el juicio político que enfrentó por supuestamente abusar de poder y ocultar información al Congreso, el mandatario se presentará a las elecciones de noviembre, en busca de la reelección.

Los debates entre candidatos

Una vez que los partidos elijan a sus candidatos a la Casa Blanca y a los potenciales vicepresidentes en sus convenciones, comenzarán los debates.

El 29 de septiembre sucederá el primero, en la Universidad de Notre Dame. Lo seguirá el debate entre candidatos a vicepresidente en la Universidad de Utah el 7 de octubre.

El segundo debate presidencial ocurrirá el 15 de octubre en la Universidad de Michigan y el tercer debate presidencial será en la Universidad de Belmont el 22 de octubre. 

Noviembre 3, día de la elección

Foto: AFP

El 3 de noviembre del 2020 los estadounidenses finalmente emitirán su voto y se espera que los resultados preliminares se difundan la noche del mismo día.

Hay alrededor de 215 millones de personas que podrán votar durante esta elección, de acuerdo con el Pew Research Center y se calcula que 32 millones de ellos son latinas, cifra que por primera vez superará a la población negra, integrada por 30 millones.

Por qué puede ganar un candidato aunque tenga menos votos

El presidente de Estados Unidos no es elegido directamente con el voto popular, sino que utiliza el Colegio Electoral, una figura intermedia en el proceso.

Bajo este sistema, los estadounidenses votan por los electores –que van desde los 3 en los más pequeños hasta los 38 en Texas y 55 en California– que en total suman 538. Se requiere el respaldo de 270 para ganar la presidencia.

Sin embargo, en la mayoría de estados quien obtiene la mayoría de los votos se queda con todos los electores del estado. Solo Maine y Nebraska reparten el número de electores de forma proporcional.

Ingresa las palabras claves y pulsa enter.