Cómo proteger tu hogar de los hackers | Newsweek México


Minimizar el riesgo: 8 tips para proteger tu hogar de los hackers



La protección nunca es absoluta. Sobre todo, si tu casa está repleta de dispositivos que se comunican día y noche con la internet. Pese a ello, hay algunas medidas muy sencillas que te ayudarán a reducir el riesgo de que algún hacker convierta tu hogar en un centro de vigilancia o secuestre tus dispositivos para formar un ejército de zombis.

Empieza por tomar conciencia de lo que haces: la primera causa de las violaciones de seguridad es el error humano. Y el error humano inicia con cualquiera que haga clic en un vínculo malicioso que vulnera el acceso o descarga software pernicioso. Estos son algunos consejos para minimizar tu riesgo:

—No compres dispositivos inseguros. Muchas veces tomamos decisiones dejándonos llevar por el “factor de genialidad”, así que investiga antes de comprar. ¿El dispositivo ofrece vulnerabilidades que pueden amenazar tu red doméstica?

—Fortalece tu router inalámbrico. Cambia la configuración para personalizarlo con un nombre de usuario y una contraseña específicos. Cierra todos los puertos que no uses, y habilita el firewall del router en todos tus dispositivos.

Te interesa: Estados Unidos trabaja en un programa para proteger las elecciones presidenciales de ataques de hackers

—Identifica cada uno de los dispositivos conectados, junto con las direcciones MAC e IP asociadas, y escribe toda esta información. Así podrás detectarlos con facilidad y eliminarlos de tu red en la eventualidad de que alguno sea vulnerado. Si creas este archivo en tu computadora, asegúrate de protegerlo con una contraseña.

—Es conveniente que los dispositivos inteligentes operen fuera de tu red doméstica convencional. Lo mejor es conectarlos en una red de “invitado” aparte.

—Averigua si tus dispositivos conectados tienen nombres de usuario y contraseñas predeterminados de fábrica. Sustituye esos datos por combinaciones específicas, y si no te es posible actualizar esa información, cambia los dispositivos por versiones asegurables.

—Actualiza periódicamente el firmware y el software de todos tus dispositivos. Es común que los fabricantes publiquen “correcciones” para vulnerabilidades.

También lee: La internet de las cosas: el enemigo que acecha en casa

 

—Revisa las configuraciones de privacidad y uso de datos compartidos en cada uno de tus dispositivos conectados. ¿Tienen que compartir datos con un tercero? ¿Es necesario que envíen un flujo continuo de datos a tu proveedor de servicios (o quien sea)? Si no es así, inhabilita la opción.

—Nunca hagas clic en los enlaces de actualización que recibas por correo, aunque sea del fabricante. Ve directamente a la página del proveedor y haz la descarga directamente en el sitio web.

Kimberly Burke es directora de operaciones en TecKnow, empresa de Westport, Connecticut, especializada en redes domésticas de dispositivos inteligentes.

Publicado en cooperación con Newsweek / Published in cooperation with Newsweek

Ingresa las palabras claves y pulsa enter.