Músico de Botellita de Jerez se suicida; había sido acusado de acoso


Músico de Botellita de Jerez se suicida; había sido acusado de acoso sexual

Armando Vega Gil. Foto: Cuartoscuro


Armando Vega Gil, bajista de la banda Botellita de Jerez, se suicidó la madrugada de este 1 de abril. Antes, el músico había acusado acusado por una joven de acoso sexual cuando tenía 13 años, en el contexto del movimiento #MeTooMúsicosMexicanos.

Vega Gil negó las acusaciones a través de una carta publicada en su cuenta de Twitter.

En la denuncia anónima, la joven señala que cuando tenía 13 años ella y una amiga conocieron al músico en el tianguis del Chopo, conocido por la venta e intercambio de música. Ahí intercambiaron su dirección de correo de MSN por el cual empezaron a hablar.

Ella y algunas de sus amigas visitaron en su casa al músico, quien entonces, tenía 50 años, en varias ocasiones. En las primeras visitas, narra la joven, el músico fue muy amable, aunque notó miradas y comentarios que la incomodaron a ella y a sus amigas.

 

“La primera vez que fuimos a su casa nos la pasamos ‘bien’, nos enseñó libros, música (…) Estando con él, sentí que me veía raro y eso me hacía sentir incómoda; no le di importancia porque yo no tenía las herramientas para entender que esas miradas lascivas tenían una carga sexual”.

La joven narra que tras una última visita dejó de escribirle, pero él continuaba enviándole mensajes con contenido sexual, por lo que decidió bloquearlo y cambiar de número celular.

“Me decía cosas cada vez más asquerosas y explícitamente sexuales hasta que me dio muchísimo miedo; decidí bloquearlo y cambié de número de celular”.

Leer: #MeTooEscritoresMexicanos: Mujeres denuncian acoso y violencia sexual en el ámbito literario

Añade que por años esperó que alguien más denunciara al músico: “Estoy segura de que no soy la única, me aterra saber que hay personas que probablemente no hayan tenido la misma suerte con este juego y que hayan caído en su juego perverso”.

La madrugada de este lunes, a través de su cuenta de Twitter, el músico afirmó que la acusación era falsa: “Debo aclarar que mi muerte no es una confesión de culpabilidad, todo lo contrario, es una radical declaración de inocencia”.

Horas después, el grupo Botellita de Jerez y la mánager del músico Paola Hernández, confirmaron la muerte de Vega Gil, sin ofrecer más información.

El músico aseguró en la misiva que por su profesión -músico y escritor de textos para jóvenes- recibe constantemente a menores de edad en su casa para entrevistas, talleres o pláticas sobre su carrera.

“Siempre me he esforzado por la defensa a los derechos universales de los niños, estoy en contra de su explotación y maltrato, del abuso físico y sicológico contra ellos. y con mi quehacer de músico y escritor trato de alegrarles sus vidas”, expuso.

Vega Gil escribió que la joven está en su derecho de hacer la denuncia desde el anonimato, “pero esto pone en entredicho toda mi carrera. Insisto, no ocurrió”.

En la carta agrega que habría invitado a la joven a que hablara con él del asunto, “ella con pruebas y testigos y acompañada por asesores y las chicas de #MeTooMúsicosMexicanos para que estuviera segura de que no habría amenazas ni represalias de mi parte”.

Sin embargo, más adelante el músico señala que tras la denuncia perderá sus trabajos “pues todos ellos se construyen sobre mi credibilidad pública”, por lo que quitarse la vida es la única salida para evitar también que su hijo se vea afectado por los señalamientos en su contra.

En la misiva explica “la única salida que veo frente a mí es la del suicidio, así que me decido por ella”, aunque pide no culpar a nadie de su muerte pues es una “decisión consciente, voluntaria, libre y personal”.

Vega Gil no es el único músico señalado a través del movimiento Me Too. Este domingo el guitarrista Efrén Barón del grupo División Minúscula fue señalado por al menos seis personas distintas de acoso, abuso sexual e intento de homicidio.

Tras los señalamientos, la banda anunció la decisión de separar al guitarrista del grupo. Barón dijo a través de Twitter pidió disculpas por su comportamiento.

“Quiero pedir una disculpa pública por mis acciones y conductas inapropiadas. En verdad lo lamento demasiado. Mi intención no era ejercer un tipo de violencia, pero claramente fue un error y me arrepiento mucho de haberlo hecho”, escribió Efrén.

El movimiento #MeTooMúsicosMexicanos se suma a los iniciados en otros gremios profesionales: #MeTooEscritoresMexicanos y #MeTooPeriodistasMexicanos.

Algunos de los señalados han utilizado el mismo medio, las redes sociales, para aceptar sus conductas o rechazar las acusaciones.

MeToo denuncia el hackeo de su cuenta

El movimiento denunció en Twitter @metoomusicamx que la seguridad de la cuenta fue vulnerada luego de recibir múltiples ataques durante esta semana.

Este lunes, luego de conocerse la muerte de Armando Vega Gil, la cuenta de MeToo dejó de funcionar.

“Debido a la sincronía de este evento con la lamentable muerte de uno de los acusados, Armando Vega Gil, creemos que se trata de un intento de censura”.

Señalaron que continuarán su labor como una red de apoyo y difusión para las víctimas de abuso y violencia dentro del medio musical.

“No nos vamos a callar”, señalaron.

Antes de sufrir el ataque, la cuenta publicó un tuit que señalaba que se pusieron en contacto con el músico para investigar el caso pero no hubo respuesta.

Si enfrentas una crisis emocional o tienes pensamientos suicidas, llama a una línea telefónica gratuita de prevención del suicidio. Aquí algunas opciones:

Sistema Nacional de Apoyo, Consejo Psicológico e Intervención en Crisis por Teléfono (SAPTEL): (55) 52 59 81 21

Locatel (Ciudad de México) 56 68 11 11

Ingresa las palabras claves y pulsa enter.