Ejemplar sentencia sin móvil del crimen | Newsweek México


Ejemplar sentencia sin móvil del crimen



A un año del asesinato de un empresario, quien fue atacado al salir de un funeral en una iglesia de la colonia Campesina en la ciudad de Chihuahua, los dos presuntos responsables recibieron una sentencia de 40 años de cárcel.
De acuerdo con la Fiscalía Zona Centro, el 15 de febrero de 2018 uno de ellos disparó y mató a Eleazar Alvarado Ramírez, de 62 años, que acababa de abordar su vehículo.
Consumado el homicidio, el agresor subió a un auto en el que lo esperaba su cómplice y huyeron.
Se indicó que cerca del lugar, agentes ministeriales se percataron del ataque y lograron detener a los implicados, quienes fueron puestos a disposición del Ministerio Público.
Jesús Gómez Gómez y Ernesto Fabián Medina Acevedo se sometieron a un juicio abreviado y recibieron “ejemplar” sentencia por el delito de homicidio calificado, según lo calificó un boletín de prensa de la Fiscalía que no obstante, no dio a conocer el móvil del crimen.
Alvarado Ramírez era propietario de la empresa ALVHER, dedicada a reparación y mantenimiento de equipo e instrumental técnico y profesional para pruebas de hermeticidad y limpieza ecológica.
En 2018, siete meses después, también fue asesinado Uriel Loya, empresario y dirigente de COPARMEX en Parral, a quien dispararon al bajar de su automóvil en el estacionamiento de un restaurante de mariscos en la ciudad de Parral. Caso en el que a la fecha, no ha habido detenidos.
Con un día de diferencia, se cometió el homicidio de otro empresario: Carlos Cano, de 45 años y quien era director del Colegio Latinoamericano Bilingüe, ubicado en la colonia Panamericana en la capital del estado.
Un hombre descendió de un auto, en el cual se encontraba otro al volante e interceptó al directivo a la entrada del colegio, donde le disparó y cayó muerto, lo cual quedó videograbado por las cámaras de vigilancia de la escuela.
Semanas después, la Policía Estatal detuvo a dos presuntos involucrados cuyo proceso judicial aún no ha concluido y el fiscal general César Peniche así como el comisionado de Seguridad, Óscar Aparicio, sólo indicaron que el homicidio habría sido por “motivos personales”.
Poco antes, en agosto de 2018, se dio a conocer la desaparición del ganadero Ricardo Caraveo Vallina, sobrino del empresario Eloy Vallina Lagüera, cuando se dirigía en su vehículo de la ciudad de Chihuahua hacia el municipio de Cuauhtémoc.
El 9 de noviembre de ese año, se localizó su cadáver en avanzado estado de descomposición en una parcela de maíz, situada en el kilómetro 5 de la carretera Cuauhtémoc-Álvaro Obregón. Tampoco se han generado arrestos por los responsables de este homicidio.

Ingresa las palabras claves y pulsa enter.