2020: Lo que nos depara el año de la explosión tecnológica


2020: Lo que nos depara el año de la explosión tecnológica

2020


En dos años será 2020 y, aparentemente, podrás tomar un Uber volador hasta un hotel donde un robot se ocupará de tu equipaje y el minibar será mucho más inteligente que tú. Con todo, hay muchas probabilidades de que estés desempleado y deprimido, y no puedas aliviar el problema con un par de martinis, porque estarás tomando una pastilla que vuelve aburrido el alcohol. Pero… ¡hurra! Jeff Bezos tendrá un valor de 210,000 millones de dólares.

El año 2020 es un blanco idóneo para las predicciones. Es un número cerrado y simétrico, con un tufillo de encontrarse lo bastante alejado en el “futuro” y, a la vez, lo bastante próximo para que las proyecciones parezcan creíbles. Lo cual significa que casi todo tipo de compañía, asociación industrial, grupo de análisis, dependencia gubernamental y gurú labioso está haciendo predicciones que se inician con: “Para 2020…”.

Han hecho muchas predicciones sobre transporte, pues la forma como nos desplazamos se dispone a cambiar más que en cualquier otra época desde el invento del avión. Parece que 2020 es cuando todo el asunto de los autos autónomos tomará las calles como alumnos de primaria cuando suena la campana de las dos de la tarde. Para 2020, Honda promete vehículos que se conducirán solos en las autopistas. Renault-Nissan jura que lanzará diez autos autónomos para ese año. General Motors, Hyundai… prácticamente todas las automotrices están apostando por algún grado de conducción autónoma en 2020. Por ello, es buena cosa que el estado de Nueva York haya dicho que eliminará las casetas de peaje para 2020, porque no parece que los autos autónomos vengan equipados con un brazo autónomo que lance monedas a la canastilla.

Algunas predicciones de transporte son de lo más extravagantes. Uber ha prometido que, en 2020, habrá taxis voladores (construidos por Bell Helicopter) en Dallas, Los Ángeles y Dubái, una capital de los Emiratos Árabes Unidos. Ese año, el Ejército de Estados Unidos pretende lanzar un “Humvee volador”, vehículo para transportar soldados que parece una miniván con hélices de helicóptero en la parte superior. En enero, Toyota anunció su plan de construir tiendas de conducción autónoma en 2020, de modo que un detallista podría abrir su negocio en uno de estos vehículos y conducir hasta ti, para que —por ejemplo— puedas probarte un montón de zapatos sin necesidad de devolver por paquetería los que no te sirvan.

Es probable que los robots nos den la mano cuando salgamos de viaje en 2020. Dean Minett, consultor en hospitalidad, dice que los hoteles exitosos de 2020 tendrán botones robotizados que harán el registro de tus maletas. “Olvídate de las propinas”, señala, alegremente, en un blog. De hecho, Yotel New York ya cuenta con semejante bot. Una encuesta reveló que dos tercios de los viajeros se sentirían “cómodos” con robots haciéndose cargo del equipaje, sirviendo tragos y realizando otras tareas durante sus vacaciones. Los respondedores franceses y alemanes manifestaron mayor tendencia a desaprobar la idea, mientras que 92 por ciento de los chinos se mostraron felices con la perspectiva. ¿Adivinas quién terminará dirigiendo la próxima economía robótica?

Para 2020, Samsung proyecta integrar inteligencia artificial en todos los dispositivos que venda, desde smartphones hasta electrodomésticos. Cisco predice que, para 2020, un chip de 1,000 dólares tendrá la potencia computacional de un cerebro humano. Así que es probable que un refrigerador de alto nivel sea capaz de dar tutoría a tus hijos en esas tareas de cálculo que no entiendes.

Como puedes imaginar, la tecnología personal seguirá explotando en 2020. Según las predicciones, nuestros teléfonos incluirán traducción automática de idiomas, y habrá cuatro dispositivos conectados por cada humano del planeta. La realidad virtual será un mercado de 120,000 millones de dólares anuales… o 38,000 millones de dólares… o 150,000 millones de dólares. Todo depende de los pronósticos que quieras creer.

Este incremento en la tecnología personal será fabuloso para Apple, Amazon, Google y Facebook que, para 2020, podrían ser lo bastante grandes para modificar la órbita de la Tierra. Con miras al 2020, Tim Cook, CEO de Apple, se fijó este mes el objetivo de duplicar el ingreso en servicios como su App Store (y eso que esta compañía ya ingresa 50,000 millones de dólares cada trimestre). Algunos analistas opinan que Amazon duplicará su valor para 2020. Bezos, el CEO, es ahora el hombre más rico del planeta, con un valor de 105,000 millones de dólares. Si Amazon duplica su valor, la fortuna de Bezos se duplicará, situándolo en el nivel de 210,000 millones de dólares. Eso equivale, más o menos, al producto interno bruto de Portugal.

Si te intriga la creciente locura de las monedas digitales, hay proyecciones de que alcanzarán un valor de 4 billones de dólares para 2020. El problema es que nadie sabe cuáles monedas digitales serán las ganadoras y cuáles serán las próximas Pets.com.

Otros pronósticos divertidos para 2020: podremos comprar carne desarrollada en laboratorios, Japón usará robots para construir puestos de avanzada en la luna y Dubái operará su gobierno con tecnología blockchain.

¿Acaso todos estos adelantos se traducirán en tiempos maravillosos? No necesariamente. Se habla mucho de una recesión económica en 2020. La inteligencia artificial creará más trabajos de los que eliminará en 2020, aunque los nuevos empleos serán para nuevos tipos de destrezas que no tendrán las personas que se queden sin trabajo (por ejemplo: botones en hoteles).

Y ese año quizá tengamos que soportar una competencia presidencial entre Donald Trump y Oprah Winfrey, cosa que a la mayoría nos gustaría tanto como tener a Roy Moore en la fiesta de pijamas de nuestra hija de 15 años. Por eso hay una proyección particularmente desalentadora. Parece que, en 2020, podrás comprar una pastilla —arbaclofen placarbil— que acaba con el mareíllo del alcohol y, presuntamente, con tu deseo de beber.

De modo que, si ocurre todo lo que han pronosticado para 2020, es evidente que el ingreso de la industria estadounidense de la marihuana podría casi triplicarse, a un total anual de 8,000 millones de dólares, según la proyección de la compañía de análisis Arcview Market Research. Porque sin duda necesitaremos ayuda para lidiar con el futuro que estamos a punto de crear.

Publicado en cooperación con Newsweek / Published in cooperation with Newsweek

Ingresa las palabras claves y pulsa enter.