Repuntan extorsiones telefónicas en Aguascalientes | Newsweek México


Repuntan extorsiones telefónicas en Aguascalientes



En los días recientes se ha tenido un incremento importante de intentos de extorsión telefónica que provienen desde varios Centros Federales de Reinserción Social (CEFERESOS), en los que internos hablan a personas de otros estados para exigirles el pago en depósito bancario de fuertes sumas de dinero, así lo informó el fiscal general del estado, Jesús Figueroa Ortega, quien mencionó que en la última semana se tuvieron hasta 10 llamadas de un mismo centro penitenciario de Tamaulipas.

“Los casos de extorsión habían estado bajando pero estos últimos días se incrementó el número de llamadas, nosotros por ejemplo hemos tenido noticias en los últimos días, con información de la Policía Estatal y de la que hemos podido recopilar, son un total de 10 llamadas”, subrayó.

En lo que va del año se han interpuesto alrededor de 50 denuncias por el delito de extorsión telefónica, de los cuáles el 10% han terminado en el pago o depósito de altas cantidades de dinero, que van desde los 25 mil hasta los 30 mil pesos.

Además de Tamaulipas, se han detectado llamadas de extorsión telefónica de los estados de Jalisco y Estado de México, añadió el fiscal, quien indicó que en estos casos se da parte a las fiscalías de los respectivos estados para que se verifiquen las condiciones de seguridad de los centros penitenciarios y se incrementen los controles para evitar que se sigan presentando dichas situaciones.

“Yo me pongo en contacto con las demás fiscalías para que ellos a su vez informen, porque incluso son ceresos federales, que deberían estar más controlados desde México y por la dirección de estos centros para evitar estos conflictos”, comentó.

Por lo anterior, exhortó a la población a evitar caer en los engaños y mentiras de los extorsionadores y colgar las llamadas de teléfonos desconocidos que les señalen el presunto secuestro de algún familiar o ser querido, o que les pidan hacer el pago de una cantidad de dinero a cuentas bancarias.

“Aún y cuando sean teléfonos con lada 449, la indicación es colgar inmediatamente, porque sí están hablando de centros federales, entonces hay que alertar a la población de que no caigan con esos señores”.

Se registran tres intentos de extorsión telefónica durante el fin de semana

Durante el pasado fin de semana se frustraron tres intentos de extorsión telefónica en contra de habitantes de Aguascalientes, derivado de llamadas de un CEFERESO de Tamaulipas.

En el primer caso, el pasado sábado, elementos de la Comisaría General de Policía Ministerial del Estado, localizaron en Rincón de Romos a joven universitario víctima de “secuestro virtual”.

Minutos antes, el hermano del joven había denunciado que desde el viernes no habían logrado localizar a su consanguíneo, identificado como Álan Ulises “N” “N”.

El denunciante, originario de Jarillas en el municipio de Ojocaliente en el Estado de Zacatecas, señaló que por la mañana comenzaron a recibir llamadas de un número con clave lada 443 correspondiente al estado de Michoacán, en el sentido de que tenían a Alán secuestrado y que querían la cantidad de 100,000 mil pesos o lo matarían, añadiendo que las personas por teléfono le comentaron que no diera parte a las autoridades.

El mismo sábado otros familiares se trasladaron al municipio de Rincón de Romos, a la UTNA donde compañeros les indicaron que un día antes lo vieron salir asustado hablando por teléfono y que este se fue solo del lugar

Por otra parte, el hermano de la víctima al encontrarse denunciando en las Instalaciones de la Vicefiscalía de Investigación de Delitos, recibió una llamada por parte del extorsionador, en la cual le indicaban que quería que depositaran los 100 mil pesos, dándole el número de cuenta, señalando que el depósito debería ser en la tienda departamental que le indicaba.

Con esta información los Policías Investigadores de la Unidad Especializada en Combate al Secuestro procedieron a realizar trabajo de inteligencia, logrando establecer que el teléfono del presunto extorsionador se localizaba en un CEFERESO; así mismo, la propia labor de inteligencia detectó que el número de la víctima se encontraba apagado.

Los Agentes Ministeriales procedieron a revisar los hoteles en los municipios de San Francisco de los Romo y Pabellón de Arteaga con resultados negativos.

A través de la labor de gabinete y de campo, los Policías Investigadores en conjunto con los peritos cibernéticos detectaron que el número de la víctima se encontraba en las inmediaciones del municipio de Rincón de Romos, por lo que se procedió a revisar los lugares públicos, hasta que alrededor de las 15:26 horas, se localizó a la víctima caminando sobre la calle Anáhuac esquina Insurgentes en el centro de la cabecera municipal de Rincón de Romos, procediendo los elementos Investigadores a asegurar a la víctima y presentarla ante el Agente del Ministerio Público para su atención, valoración médica; el joven posteriormente fue entregado a sus familiares.

Cabe destacar que se logró evitar el depósito de dinero.

El segundo caso fue en contra de un joven de 17 años de edad, quien había acudido a la casa de un amigo, pero nunca se presentó. Después de una hora y media de que había salido de la casa, los familiares recibieron una llamada donde una persona del sexo masculino, les manifestó que tenía a la víctima secuestrada.

A cambio de su libertad y de no privarlo de la vida, el victimario les exigió el pago de $200,000 pesos; sin embargo, la madre del menor, decidió acudir a la Fiscalía General del Estado a interponer la denuncia correspondiente, lo que motivó una investigación por parte de agentes ministeriales.

La ubicación de la víctima se llevó a cabo en una tienda de conveniencia localizada frente al fraccionamiento Villas de Nuestra Señora de la Asunción, siendo asegurado y puesto a disposición para que rindiera su declaración sobre lo sucedido.

Finalmente, el tercer caso, ocurrió cuando se presentó el padre de la víctima, quien manifestó que no encontraba a su hijo y que previamente había estado recibiendo llamadas de un número desconocido, en el que le decían que eran personas del Cártel Jalisco Nueva Generación y que tenían secuestrado a su hijo

Los extorsionadores, le exigieron al padre que depositara la cantidad de $100,000 pesos, a efecto de cumplir con lo ordenado, de lo contrario actuarían en consecuencia de su hijo; derivado de lo anterior, el señor acudió ante la Fiscalía General del Estado para presentar la denuncia correspondiente, en donde le indicaron que no realizara ningún depósito, ya que estaba siendo extorsionado.

Posteriormente, derivado de los protocolos de actuación que los Elementos de la Comisaría General de la Policía Ministerial del Estado, llevan a cabo en este tipo de hecho delictivo, lograron contactar a la víctima el cual refirió a través de un mensaje de texto, que se encontraba en la Central de Abastos, ubicándolo en una gasolinera que se ubica a unos metros de esta zona.

 

Ingresa las palabras claves y pulsa enter.