Ahora podrás compartir bicicleta en Alemania gracias a Uber


Ahora podrás compartir bicicleta en Alemania gracias a Uber



Como parte de los esfuerzos para reparar su relación con los gobiernos europeos, Uber ha lanzado un servicio de bicicletas eléctricas compartidas en Alemania llamada Jump, luego de su fracaso con una aplicación previa llamada ride-hailing.

La controvertida aplicación “ride-hailing”, ahora tiene prohibido operar algunos de sus servicios en Alemania, Francia, Italia, España y Bélgica, luego de batallas con organizaciones de taxis y protestas en varias ciudades, de acuerdo a The Guardian.

Decenas de taxistas alemanes ondeaban pancartas que decían “Uber vete a casa” afuera del centro de conferencias donde Dara Khosrowshahi, el jefe ejecutivo de Uber , presentó el esquema Jump de la compañía en Berlín el miércoles.

Khosrowshahi dijo que Uber esperaba restablecer su relación con los legisladores alemanes.

“Tuvimos un mal comienzo en Alemania”, dijo, llegando al escenario con una de las bicicletas rojas. “Estamos aquí ahora para volver a intentarlo”.

“Quiero que esto muestre un profundo compromiso con Alemania (…) Queremos trabajar con los gobiernos locales y las ciudades y hacer que nuestro modelo funcione”, dijo.

Uber ha estado expandiéndose agresivamente en Europa desde 2014, pero las medidas correctivas aplicadas por tribunales en toda Europa han seguido airadas protestas de taxistas tradicionales, mientras que muchas autoridades municipales, incluida Londres, han acusado a la compañía de aumentar la congestión en las áreas urbanas.

En Alemania, Uber solo está activo en Berlín y Munich.

Jump, se lanzará completamente en Berlín a fines del verano y se lanzará en otras ciudades europeas durante el próximo año. Ya está funcionando en San Francisco y Washington.

Khosrowshahi dijo que creía que Uber podría ayudar a Alemania a abordar algunos de sus principales desafíos de transporte, incluida la contaminación del aire, la congestión y la búsqueda de soluciones de movilidad más ecológicas.

También dijo en la conferencia que la compañía había sido dañada por los informes de que había permitido que floreciera una cultura sexista y chovinista . “No tuve que convencer a la compañía de que la cultura machista era incorrecta. Todos en la compañía lo sabían “, dijo Khosrowshahi, quien se unió a Uber en agosto pasado.

Uno de los mayores desafíos que enfrentará Uber en Berlín es encontrar espacio para sus bicicletas, luego de que varias firmas de China y Estados Unidos ingresaron al mercado en el último año, compitiendo con iniciativas locales existentes. Las autoridades luchan por hacer frente a dónde colocar las bicicletas, muchas de las cuales se amontonan en los pavimentos o se arrojan a los ríos y matorrales.

Ingresa las palabras claves y pulsa enter.