México, país de honor en Hannover Messe 2018


México, país de honor en Hannover Messe 2018

mexico-hannover-messe-2018


La feria industrial más importante del orbe, que se realiza en Alemania desde hace más de 70 años, en su edición más reciente acogió a 160 representantes de empresas y organismos mexicanos, así como a más de 225,000 asistentes internacionales y 6,500 empresas de todo el mundo.

 

Hannover, la legendaria ciudad alemana localizada a unos 290 kilómetros al norte de Berlín, celebra desde 1947 la feria industrial de mayor reconocimiento y prestigio a escala mundial. En una fábrica de esta tierra, que ha atestiguado el nacimiento de personajes como el astrónomo William Herschel —descubridor del planeta Urano—, la influyente filósofa Hannah Arendt, el futbolista campeón mundial Per Mertesacker y la banda de hard rock Scorpions, hace 71 años acogió la primera edición de la Hannover Messe, cuyo objetivo era impulsar el avance industrial y económico durante la posguerra mediante un arreglo con el gobierno militar británico.

Sobra decir que, debido a su éxito, la feria se mantiene desde entonces y, hoy en día, en 152,000 kilómetros cuadrados presenta los avances y novedades en materia de automatización, maquinaria, energía e industria metalmecánica de todo el mundo.

Durante la feria del año pasado, México fue denominado “país de honor” para la edición de 2018. De esta forma, el país se convirtió en la primera nación de América Latina en ser distinguida con este título.

Por tal motivo, una delegación de 160 empresas mexicanas, la cual a su vez se convirtió en la más grande de la historia de México que visitó Europa, tuvo la oportunidad de mostrar el potencial industrial nacional y de promover oportunidades de negocio frente a unos 225,000 asistentes de más de 70 países.

En la inauguración de Hannover Messe, que se realizó del 23 al 27 de abril, el presidente de México, Enrique Peña Nieto, y la canciller alemana, Angela Merkel, reafirmaron su compromiso con el fortalecimiento de los vínculos y la ampliación de la cooperación entre México y Alemania, cuyas relaciones, aunque comenzaron en la época colonial de América, con el arribo de religiosos y técnicos alemanes a territorio que en aquella época era español, se consolidaron en el siglo XIX con Alexander von Humboldt, quien promovió el interés de Alemania en la botánica, la minería, la geografía y la economía mexicanas y jugó un papel fundamental en el desarrollo de los contactos bilaterales iniciales.

Merkel y Peña encabezaron la ceremonia de inauguración de la feria, en la cual la presencia mexicana contó con la participación del sector público, empresas, representantes de gobiernos estatales y cúpulas empresariales.

Durante su participación en Hannover Messe, México difundió sus fortalezas en materia de industria 4.0, energía y tecnologías medioambientales, digitalización y automatización, capital humano, soluciones industriales de TI, startups, centros de investigación y desarrollo, manufactura de alta tecnología y logística con la idea de mostrar el potencial nacional y promover oportunidades de negocio con empresas de todo el mundo.

Países como Estados Unidos, India, Países Bajos, Rusia, China, Francia, Italia, Corea, Japón y Turquía han sido naciones socias de la Feria Hannover anteriormente y, con ello, han logrado expandir su red global al utilizar la feria como plataforma para internacionalizar sus sectores industriales y acceder a nuevos mercados. De ahí la relevancia de este evento internacional para México que, bajo el logo de “Hecho en México”, se presentó con el lema: “México excede expectativas”.

“Hoy, cuando se habla de México se habla de un país en ascenso, de capital humano calificado y de una economía abierta y competitiva”, afirmó Peña Nieto al inaugurar el pabellón mexicano. “Se habla de un país estable y confiable, con una plataforma productiva de alcance global. Se habla de la transformación institucional más profunda que nuestro país haya tenido en décadas, que nos brinda un horizonte propicio para invertir y crecer”, añadió.

El pabellón de la delegación mexicana ocupó 3,500 metros cuadrados de la superficie de la feria, en donde los mandatarios de Alemania y México atestiguaron la firma de cinco instrumentos de cooperación entre ambas naciones en materias de transporte aéreo, infraestructura digital, educación superior y formación técnica profesional, industria 4.0 y políticas digitales.

En 152,000 kilómetros cuadrados se presentan los avances y novedades en materia de maquinaria, energía e industria de todo el mundo. Foto: Especial.

Alemania se ha consolidado como el tercer socio comercial de México a escala global y como el primero de Europa. En la actualidad, más de 2,000 sociedades de capital alemán operan en nuestro país en prácticamente todos los giros industriales y de alta tecnología.

“Tenemos un régimen legal e institucional que brinda certidumbre a los inversionistas y emprendedores, conscientes de que esta es la única base firme para el bienestar y la prosperidad”, insistió el mandatario mexicano en Hannover.

Con 12 tratados de libre comercio, México tiene acceso a mercados nacionales de 46 países, y 32 acuerdos para la protección recíproca de las inversiones, por lo que se considera que posee una de las economías más integradas en el mundo.

Por parte de México, en Hannover Messe 2018 estuvieron presentes 18 gobiernos estatales, 15 centros de investigación, 18 instituciones sectoriales, 110 empresas mexicanas y 15 compañías multinacionales.

En total, a la feria asistieron 6,500 expositores de más de 70 naciones y más de 225,000 visitantes, de los cuales el 70 por ciento eran de Alemania y el 30 por ciento restante, de otros países. El evento fue cubierto por 2,500 periodistas.

Como país de honor, México presentó una serie de actividades especiales, entre las que se cuentan encabezar la ceremonia de inauguración de la feria, conferencias enfocadas en las fortalezas y ventajas competitivas de México y un pabellón mexicano con satélites especializados en diferentes lugares de la exposición conforme a los ejes temáticos.

Alemania, que ostenta la cuarta economía del mundo, ha invertido en México 14,168 millones de dólares de 1999 a la fecha. Las más recientes inversiones han venido desde los ramos de las industrias química, automotriz y farmacéutica.

Por su parte, en 2012 México fue el segundo proveedor latinoamericano más importante para Alemania, apenas rebasado por Brasil. De los principales productos mexicanos que se exportan al país europeo, las manufacturas ocupan la parte preponderante. Los automóviles, computadoras, autopartes y teléfonos celulares dominan las posiciones principales.

Desde hace un año, en el país, ProMéxico trabajó en la misión de sumar empresas mexicanas para conformar la delegación asistente a la feria a través de una gira de seminarios que difundieron los alcances de Hannover Messe.

ProMéxico es el organismo del gobierno federal encargado de coordinar las estrategias para el fortalecimiento de la participación de México en la economía internacional. También se da a la tarea de organizar acciones encaminadas a la atracción de inversión extranjera.

Algunas de las empresas más relevantes representantes de México en Alemania fueron la mexicana Cemex y la alemana BASF, la cual, con más de 50 años de presencia en nuestro país, es una empresa especializada en química.

De acuerdo con ProMéxico, México arribó a Hannover Messe 2018 con madurez y capacidad para ser un país invitado con futuro prometedor. Sus principales aspiraciones son convertirse en un aliado estratégico para avanzar en la innovación industrial, así como desarrollarse y trabajar en colaboración para la implementación de las últimas tendencias tecnológicas enmarcadas por la industria 4.0.

En las últimas décadas, México ha consolidado varios clústeres de competitividad que participan activamente en la transformación digital del ecosistema industrial, lo cual ha atraído inversión extranjera directa y ha permitido la construcción de una red de alianzas comerciales, que se invierta en infraestructura y que se capacite a la gente.

Por tal razón, se considera que la presencia de México en Hannover Messe 2018 fue una experiencia completa: por un lado, el país exhibió sus fortalezas como un destino de inversión atractivo y su capacidad de innovación y transformación. Por otro lado, demostró la madurez de algunos de sus sectores estratégicos representados por empresas líderes en los pabellones.

En el sector de investigación y tecnología, el país exhibió que cuenta con 98 centros de investigación y desarrollo centrados especialmente en la innovación industrial y en la fabricación avanzada y que el diseño está en auge en sectores como el automotriz y el aeroespacial.

Además, se expuso que el país posee un intrincado sistema de redes que vinculan las capacidades de investigación y evaluación de varios laboratorios para avanzar en proyectos especializados en informática, nanotecnología, óptica y fotónica, entre otros.

En el tema de la automatización integrada, se afirmó que el mercado de la robótica en México está creciendo rápidamente, a una tasa anual promedio de 181 por ciento desde 2010 y con un récord de ventas en 2015 de 6,320 unidades.

Además, se asentó que la Asociación para el Avance de la Automatización es la única cámara de comercio específicamente para servir a la industria de la automatización en México y que las industrias automotriz, electrónica y aeroespacial están mejorando notablemente sus tecnologías de fabricación, conectividad e integración de procesos.

Respecto a las fábricas digitales, la delegación mexicana confirmó que la industria de la tecnología de la información y la comunicación en México desempeña un papel destacado en la creación de estas fábricas: ayuda con tecnologías como IoT, impresión 3D, análisis de big data y creación de prototipos de realidad virtual.

Finalmente, en Hannover Messe 2018 se exhibió que México promueve activamente el uso de fuentes de energía renovables, por lo que ocupa el octavo lugar en el Índice de Inversión en Energías Renovables. Asimismo, se expuso que el territorio mexicano cuenta con varios parques industriales que funcionan casi por completo con energía eólica y solar, por lo que quedó claro que existen muchas oportunidades en México para el desarrollo y la implementación de tecnologías que mejoran la eficiencia energética y el almacenamiento para fines industriales.

Ingresa las palabras claves y pulsa enter.