Trump quería construir un centro comercial en Moscú, afirma exalcalde ruso


Trump negoció la construcción un centro comercial en Moscú, afirma exalcalde ruso




El presidente de Estados Unidos, Donald Trump, planeó construir un gran centro comercial subterráneo en Moscú durante la década de 1990, confirmó esta semana el ex alcalde de Moscú, Yury Luzhkov. El centro comercial se habría ubicado cerca de la Duma Estatal, la cámara baja de la Asamblea Federal de Rusia.

“Trump estaba en Moscú. Tuvo contactos sobre asuntos relacionados con la construcción del centro comercial subterráneo Okhotny Ryad en Manezh Square”, dijo Luzhkov a la agencia de noticias rusa Interfax este martes.

Los comentarios se hicieron varios días después de que surgió un video de un joven Trump que asistía a una reunión de negocios con funcionarios de la ciudad de Moscú. El video fue publicado el 31 de enero en un canal de YouTube que transmite videos de la televisión estatal rusa. Vladimir Resin, quien fue primer teniente de alcalde de Luzhkov, asistió a la reunión, que supuestamente tuvo lugar en 1995.


Luzhkov dijo que los funcionarios de la ciudad de Moscú habían hablado con Trump “una o dos veces”. Al igual que el proyecto Trump Tower Moscow que se propuso mientras Trump se postulaba para presidente, los planes para el proyecto finalmente fracasaron, señaló Luzhkov. El viaje de Trump a Rusia en 1995 no había sido reportado previamente.

El primer viaje conocido de Trump a Rusia tuvo lugar en 1987, antes de la caída de la Unión Soviética. Según el propio libro de Trump, The Art of the Deal (El arte del trato), se interesó en desarrollar empresas inmobiliarias en Rusia luego de conocer al ex embajador soviético Yuri Dubinin en Nueva York.

Viajó nuevamente a Moscú en 1996, donde planeaba invertir alrededor de 250 millones para que su nombre se use en algunos edificios residenciales de lujo. También presentó una solicitud de marca para Trump Tower en Moscú ese año.

Los esfuerzos para construir una Torre Trump en Moscú continuaron hasta junio de 2016, como mínimo, según el antiguo abogado de Trump, Michael Cohen.

Durante su campaña para presidente, Trump insistió repetidamente en que no tenía tratos comerciales con Rusia. Más tarde, cuando le preguntaron por qué había mentido al público estadounidense, Trump dijo que los esfuerzos para construir una torre Trump en Moscú no constituyen negocios porque no se intercambió dinero.

Trump firmó una carta de intención para el proyecto en 2015. Cohen y el promotor inmobiliario nacido en Rusia, Felix Sater, se comunicaron ampliamente sobre el proyecto mientras Trump se presentaba a la presidencia. Cohen actualmente colabora con el abogado especial Robert Mueller, quien está investigando si los miembros de la campaña de Trump colaboraron con el gobierno ruso para influir en el resultado de las elecciones de 2016. Cohen, quien se declaró culpable de una serie de delitos, entre ellos mentir al Congreso sobre el proyecto Trump Tower Moscow, está programado para comenzar una sentencia de prisión en marzo, aunque debe declarar ante el Comité de Inteligencia de la Cámara el 28 de febrero.

Ingresa las palabras claves y pulsa enter.