Maduro busca retirar oro venezolano en banco británico; opositores piden bloqueo


Maduro pide 1.2 mil mdd de oro venezolano a banco británico; Guaidó y EU inician sanciones



La presión internacional contra Nicolás Maduro tomó dimensiones económicas este fin de semana cuando el Banco de Inglaterra bloqueó el retiro de 1.2 mil millones de dólares en oro venezolano y Estados Unidos reconoció a un aliado de Juan Guaidó, autoproclamado presidente, como nuevo encargado de negocios.

De acuerdo con Bloomberg, fuentes cercanas al tema dijeron que los 1.2 mil millones de dólares forman parte de los 8 mil millones que el banco central de Venezuela tiene en reservas extranjeras.

Este lunes, diputados británicos dijeron a la AFP haber pedido al Banco de Inglaterra que no devuelva al régimen de Maduro el oro y otros capitales que Caracas tiene ahí depositados, a la espera de una solución a la situación en el país.

El diputado conservador Andrew Lewer envió una carta al ministro de Economía, Philip Hammond, en la que señala que “el nuevo presidente interino de Venezuela, Juan Guaidó, se ha visto obligado a escribir a la primera ministra (Theresa May) implorándole que impida la trasferencia de 1,200 millones de dólares depositados en el Banco de Inglaterra al régimen de Maduro”.

También el diputado laborista Graham Jones pidió al gobierno británico que impida la repatriación de unas 14 toneladas de oro venezolano, valorado en unos 550 millones de dólares, perteneciente a las reservas internacionales de Venezuela.

“Nuestra preocupaciones son los derechos humanos, la desesperada situación humanitaria, la crisis de los refugiados y el destino final del oro, que pertenece al pueblo venezolano”, dijo Jones a la AFP.

La cancillería británica no dio respuesta a las preguntas de la AFP sobre las supuestas intenciones del gobierno de Caracas de repatriar el capital depositado en Londres.

Sin embargo, el jefe de la diplomacia del país, Jeremy Hunt, se sumó el sábado al ultimátum lanzado por España, Francia y Alemania para que el régimen de Maduro convoque elecciones “en ocho días”, afirmando que de lo contrario reconocerán al opositor Guaidó como presidente interino del país.

Estados Unidos también apunta a la economía

Estados Unidos aceptó al opositor venezolano Carlos Vecchio como encargado de negocios de Venezuela, designado por Guaidó, informó el domingo el secretario de Estado, Mike Pompeo.

“El señor Vecchio tendrá autoridad sobre asuntos diplomáticos en Estados Unidos en nombre de Venezuela”, señaló el jefe de la diplomacia estadounidense en un comunicado.

Pompeo dijo que, tras su acreditación, Vecchio se reunió con el subsecretario de Estado para Asuntos Políticos, David Hale, “quien reafirmó el firme apoyo de Estados Unidos al liderazgo del presidente interino Guaidó en Venezuela”.

“Estados Unidos espera con interés trabajar con el señor Vecchio y el personal diplomático designado por el presidente interino Guaidó”, declaró Pompeo.

Quien era encargada de negocios del gobierno de Maduro en Estados Unidos, Lissett Hernández, ya regresó a Caracas por orden de la Cancillería, dijo el sábado el agregado militar de Venezuela en Washington, el coronel José Luis Silva, quien por su parte no reconoció a Maduro y se declaró a las órdenes de Guaidó.

Destacado dirigente opositor, Vecchio, exiliado en Estados Unidos desde 2014, es coordinador político del partido Voluntad Popular liderado por Leopoldo López, quien se encuentra en arresto domiciliario en Venezuela.

Asimismo, el senador Marco Rubio dijo en Twitter que Estados Unidos “ha dado el control de las cuentas de banco estadounidenses del gobierno de Venezuela y del Banco Central de Venezuela al gobierno legítimo del Presidente Interino Juan Guaidó”.

Por la tarde, Estados Unidos anunció que impuso sanciones a la petrolera estatal de Venezuela, PDVSA.

El secretario del Tesoro, Steven Mnuchin, dijo que esto impide a Maduro desviar activos de Venezuela hasta que el poder pueda ser transferido a un gobierno de transición, o un nuevo gobierno elegido según las normas democráticas.

Mnuchin aclaró sin embargo que la filial de PDVSA en Estados Unidos, Citgo, podrá continuar sus operaciones, siempre y cuando sus ganancias se depositen en una cuenta bloqueada en Estados Unidos. 

Como respuesta, Maduro anunció acciones legales. “He dado las instrucciones precisas al presidente de PDVSA de iniciar las acciones políticas, legales, ante tribunales estadounidenses y del mundo, para defender la propiedad y la riqueza de (su filial) Citgo”.

Ingresa las palabras claves y pulsa enter.