Dan 10 años de prisión a youtuber por solicitar videos explícitos a menores


Youtuber es condenado a 10 años de prisión por pedir videos explícitos a menores de edad

youtuber-prision-videos-explicitos


El cantante de YouTube Austin Jones fue condenado a 10 años de prisión por persuadir a sus seguidores menores de edad para que produjeran y le enviaran videos sexualmente explícitos de sí mismos.

El juez de distrito de Estados Unidos, John Lee, dictó la pena de prisión el viernes en Bloomington, Illinois. Jones, un cantante de 26 años que ganó atención por sus interpretaciones de canciones populares, se declaró culpable de un cargo de pornografía infantil en febrero.

En un acuerdo de culpabilidad, Jones admitió haber convencido a seis niñas menores de edad para que realizaran y enviaran cintas pornográficas de sí mismas. Además, admitió usar Facebook en otras 30 ocasiones para solicitar otras fotografías y videos.

Según los fiscales, Jones les dijo a algunas de sus víctimas que los videos formaban parte de una oportunidad de modelado, y les dijo que enviar los videos mejoraría sus carreras y las ayudaría a ganar seguidores en las redes sociales. En otros casos, les dijo a las chicas que enviaran los videos para “probar” que eran sus “mayores fanáticas”.

Lee: “Suscríbanse a PewDiePie”: En qué se relaciona el atacante de Nueva Zelanda con el youtuber más famoso del mundo

“Él admitió que había usado Facebook para tener chats sexualmente explícitos con las chicas”, señala en la denuncia penal. “Les ordenó que se hicieran videos de ellas mismos bailando sexualmente de manera explícita y les dio instrucciones sobre qué ponerse, decir y hacer en los videos, incluso realizar actos sexuales, sabiendo que tenían entre catorce y quince años”.

En al menos un caso, Jones le pidió a una niña que recitara un monólogo que le había dado, que incluía revelar su edad. Jones a veces se refería a estos videos como “pruebas”.

La cuenta de Jones en YouTube acumuló más de 500,000 seguidores y alcanzó decenas de millones de vistas, lo que le permitió realizar giras profesionales. YouTube cerró su cuenta después de que se declaró culpable.

La carrera de Jones se remonta a 2007, aunque los informes iniciales de su comportamiento inadecuado que surgieron por primera vez en 2015. En ese momento, les pidió a sus seguidores jóvenes que le enviaran videos de “twerking”. Se disculpó y dijo que sus solicitudes nunca habían aumentado a peticiones sexuales.

Te puede interesar: Adiós a los “challenges” absurdos: Youtube prohíbe videos de bromas pesadas y retos peligrosos

Fue arrestado en junio de 2017 en el Aeropuerto Internacional de O’hare por funcionarios estadounidense. Durante una investigación posterior, Jones renunció a sus derechos Miranda y admitió haber tentado a las chicas a enviar los videos. Se enfrentó a una sentencia máxima de 20 años.

“La producción y recepción de pornografía infantil son delitos extraordinariamente graves que amenazan la seguridad de nuestros niños y comunidades”, dijo la abogada adjunta de Estados Unidos Katherine Neff Welsh en un memorando de sentencia. “Las acciones de Jones tomaron algo de sus víctimas y sus familias que nunca podrán recuperar”.

Publicado en cooperación con Newsweek / Published in cooperation with Newsweek

Ingresa las palabras claves y pulsa enter.