Por sequía reducirán el abastecimiento de agua del Río Colorado | Newsweek México


Por sequía reducirán el abastecimiento de agua del Río Colorado

Las asignaciones de agua del Río Colorado a los usuarios de México y los Estados Unidos, se reducirán el próximo 2022 por vez primera desde que se firmó el Tratado de Aguas Internacionales de 1944. 

Las proyecciones de los niveles de almacenamientos de las presas de la Cuenca del Río Colorado realizadas por parte del Buró de Reclamación, dependiente del Departamento del Interior de los Estados Unidos, indicaron que las reducciones entrarán en vigor el próximo año a consecuencia de la peor sequía con duración de 22 años de la que se tenga registro.

Esta sequía mantiene al Lago Mead [de la Presa Hoover] en su nivel más bajo desde que inició su llenado a finales de los años 1930.

En un comunicado la Comisión Internacional de Límites y Aguas entre México y los Estados Unidos (CILA) informó que la reducción en las asignaciones será de conformidad con lo establecido en el Acta 323, un Acuerdo firmado en 2017 en el seno de 

Los acuerdos internacionales adoptados en el Acta 323 indican que ambos países reducirán el uso de su asignación anual de las aguas del Río Colorado cuando al 1ro de enero la elevación del Lago Mead se proyecte a un nivel de en cero por debajo de 1,075 pies sobre el nivel medio del mar. 

Esto es en adición a los ahorros de agua, los cuales inician a una elevación de en cero por debajo de 1,090 pies, los volúmenes de los ahorros de agua serán recuperables una vez que mejoren las condiciones de almacenamiento. 

El lunes 16 de agosto el Buró de Reclamación emitió el Estudio de 24 meses, del mes de agosto de 2021, por medio del cual se determina la distribución de volúmenes en condiciones de presas con elevaciones bajas para 2022, en el cual se proyecta que la elevación del Lago Mead al 1 de enero de 2022 será de 1065.85 pies o 34% de almacenamiento, nivel al cual se detonan tanto Reducciones como Ahorros recuperables para ambos países.

Informaron que en 2022 la asignación de México será reducida en 62 millones de metros cúbicos (Mm3) y adicionalmente, México contribuirá con 37 Mm3 de ahorros de agua recuperable, de conformidad con el Plan Binacional de Contingencia ante la Escasez de Agua (PBCEA) establecido en el Acta 323. 

Los usuarios de la cuenca baja en los Estados Unidos tendrán una reducción de 411 Mm3 y efectuarán ahorros de agua recuperable por 247 Mm3, de conformidad con las políticas internas conocidas como Lineamientos Interinos de 2007 y el Plan de Contingencia contra la Sequía en la Cuenca Baja (DCP, por sus siglas en inglés) de 2019. 

A través de estos esfuerzos binacionales combinados, las entregas de agua del Río Colorado se verán reducidas durante 2022 por un total de 757 Mm3, lo que representa un 6.8% del total de la asignación normal a los usuarios de la cuenca baja en México y los Estados Unidos.

Informaron que a través de otros programas y acciones de conservación, habrá ahorros de agua adicionales en Estados Unidos durante 2022 y los usuarios en ambos países están explorando otras oportunidades para guardar o conservar más agua. 

Los acuerdos logrados para la Reducción en las asignaciones y los ahorros recuperables reflejan la cooperación entre ambos países en el Río Colorado desde 2007, bajo el liderazgo de la CILA en colaboración con la Comisión Nacional del Agua de México (CONAGUA), el Departamento del Interior de los Estados Unidos, los estados que comparten la Cuenca del Río Colorado, así como de otras instituciones en ambos países. 

Estos acuerdos reflejan el compromiso compartido de los gobiernos y sus copartícipes en ambos países para trabajar de manera proactiva para atender el potencial de reducciones sin precedente en el Río Colorado, como resultado de las condiciones hidrológicas, el cumplimiento de las demandas del sistema y el incremento de las temperaturas en la cuenca.

El Comisionado Mexicano Humberto Marengo señaló que los acuerdos que se han establecido en el seno de la CILA, nos permiten atender de manera proactiva las condiciones de escasez de agua en la cuenca del Río Colorado, al tener certidumbre de las acciones que deben tomarse para atender esta problemática. 

Agregó que todos estos esfuerzos se han hecho en un marco de equidad y en cumplimiento de las estipulaciones del Tratado de Aguas de 1944.

Por su parte el Comisionado Estadounidense en funciones Daniel Ávila, señaló que la Comisión Internacional de Límites y Aguas y sus socios, cuentan con un plan para transitar a través de esta sequía en una forma que sea justa para ambos países. 

Por parte de la CONAGUA, el director general del Organismo de Cuenca Península de Baja California, Miguel Ángel Rodríguez Todd, comentó que es un reto afrontar estos escenarios de escasez, dado que las demandas de agua se aproximan al límite, por lo que es imprescindible la comunicación y el trabajo conjunto entre los usuarios del Río Colorado en Baja California y Sonora.

El secretario para el Manejo, Saneamiento y Protección del Agua de Baja California (SEPROA), Salomón Faz Apodaca señaló que, con base en los resultados de los análisis presentados en forma conjunta por México y de Estados Unidos, se ha observado que toman cada vez mayor relevancia las estrategias de prevención para mejorar el uso eficiente del agua en los sectores público urbano y agrícola, a fin de prevenir y mitigar los efectos de la sequía.

El estado de Arizona en Estados Unidos será quien resienta un mayor impacto, ya que tendrá una reducción de 395 Mm3, y ahorros por 237 Mm3.

Ingresa las palabras claves y pulsa enter.